La vida es sueño. Portada y reflexiones que la obra plantea en la sociedad contemporánea

Cuestiones relacionadas con la preproducción:

Una imagen debe simbolizar el destino. Otra el libre albedrío. El destino se puede representar como un elemento astronómico, como un planeta, un astro, una estrella o un satélite o un ambiente oscuro. El libre albedrío se puede indicar como una persona que se encuentra en el centro de un sendero que se ramifica en diversos caminos y ha de decidir cuál seguir.

Pretendo despertar, con ello, la superación del miedo a la incertidumbre. A menudo, jóvenes y mayores nos acomodamos en una zona de confort, a la que nos habituamos por inercia, y que utilizamos porque representa lo conocido, y por ello no nos genera riesgo, porque nos posicionamos en esta zona en nuestra vida cotidiana. ¿Pero qué sucede cuándo nuestros esquemas, aquellos a los que estamos habituados hasta la saciedad se rompen? ¿Tenemos la valentía de asumir cambios en nuestra vida, superando el miedo a lo desconocido, para beneficiarnos? ¿Estamos dispuestos a salir de esa zona de confort y enfrentarnos a lo desconocido? Por otro lado, pretendo generar la ilusión por atravesar esa barrera que nos permita afrontar el miedo a lo nuevo.

Portada que yo haría de la obra en los momentos presentes:

También les invito a visitar una presentación con cuestiones relacionadas con la obra:

Benito Pérez Galdós y los Episodios Nacionales:

Se ha conmemorado este año el centenario de su muerte. Se le considera uno de los representantes de la novela realista del siglo XIX.

Los Episodios Nacionales son una colección de 46 novelas históricas escritas por Benito Pérez Galdós entre 1872 y 1912. Abordan la historia de España durante buena parte del siglo XIX, desde la Guerra de la Independencia española hasta el periodo de la restauración borbónica.

Alguna de sus novelas ha sido llevada a la televisión, como la legendaria serie Fortunata y Jacinta y recrea como nadie el ambiente del Madrid del siglo XIX y sus costumbres a través de entrañables personajes.

Este escritor se apartó del movimiento del Romanticisimo propio de su época para penetrar en la hondura psicológica de sus personajes. Optó por el naturalismo.

En la Biblioteca Digital Hispánica asociada a la Biblioteca Nacional se pueden encontrar los manuscritos originales de sus novelas así como un valioso material complementario, como fotografías, mapas cartografiados del Madrid de la época, etc.

Os invito a echar un vistazo al material que he bajado a Labygram:

https://www.labygram.com/project/5e9d92d0ea26b054052f7b14/5f89de15ea26b006005709b0

Espero que os haya gustado. También aporto una estampa de la B.N. sobre el libro Cádiz, por un lado y la Corte de Carlos IV, por otro.

La Biblioteca Nacional escolar. Recursos y utilidades.

La Biblioteca Nacional Escolar ofrece recursos muy interesantes al alumnado para fomentar un aprendizaje interactivo, creativo y entretenido. Ofrece secuencias didácticas, desafíos interactivos, talleres y vídeos.

El Teatro del Siglo de Oro es una secuencia didáctica muy interesante. Parte de la legendaria obra La vida es sueño, de Calderón de la Barca para reflexionar sobre algunos planteamientos muy originales, que nos pueden servir de utilidad para nuestra vida diaria. Por ejemplo, ¿hasta qué punto somos libres? ¿Estamos predestinados de antemano? ¿Qué factores condicionan nuestra realidad? Además, propone varias alternativas al alumnado a modo de reto. Así, se puede elegir diseñar una nueva portada para la obra, grabar un libro con efectos sonoros o realizar un video drawing de algún personaje de la obra.

Por otro lado, aborda una serie de talleres muy interesantes. Por ejemplo, me ha llamado la atención el de seres fabulosos. En él la Biblioteca Nacional pone a disposición de los aprendices documentos de incalculable valor como incunables, grabados y manuscritos iluminados, entre otros, para conocer seres fantásticos y mitológicos que han poblado los sueños de tantas naciones y escritores. Además, se conecta con los recursos de la Biblioteca digital hispánica y ofrece un inusual material gráfico, en función de las preferencias que seleccione el usuario. También propone alternativas para potenciar la creatividad del lector. Así, invita a crear un ser imaginario a partir del uso de determinadas y sencillas herramientas. Aparte de crear un ser nuevo invita a explicar cuál es su hábitat original, sus costumbres, etc.

También me ha llamado la atención los desafíos interactivos, como un juego de escape llamado cuadros de una exposición. El punto de partida es la academia de las artes de San Petersburgo. Un guía nos narra la historia del compositor ruso Modest Mussorgsky y su obra maestra cuadros de una exposición cuando, de repente, algo insólito ocurre. En el suelo aparece una carta y se bloquean las salidas del museo. ¡No hay escapatoria posible a no ser que el ingenio se active para encontrarla!

Por último, también los vídeos son muy instructivos y el usuario se queda con una idea muy clara tras visualizarlos, en función del tema que aborde. Ofrece temas muy variados como la evolución de los soportes documentales, la guerra de la Independencia, etc.

¡Agua va!Innovación tecnológica en la Fundación Canal:

El pasado 23 de Septiembre la Fundación Canal presentó en primicia su innovadora aplicación ¡Agua va! para el móvil. Pretende sensibilizar sobre un uso sostenido del agua. Se puede descargar desde Google play o desde App Store. Es un juego que lee códigos QR de alcantarillas de ciertas zonas, como el Retiro o Plaza Castilla. Ofrece actividades divertidas y refuerza el avance en el juego o las propuestas aportadas por el usuario con fantásticos premios. Además, ofrece interesantes mensajes ambientales, como la importancia de depurar el agua, el saneamiento, el estrés hídrico, etc. Los protagonistas del juego son Toxi y Doña Gotita.

Se abordó también la temática de la ciencia ficción y su función en la predicción del futuro. La realidad virtual y la realidad aumentada cada vez se inmiscuyen más en nuestra realidad cotidiana. Han venido para quedarse y para que aprendamos a disfrutar de dichas tecnologías. La realidad mixta va más allá y combina lo mejor de ambas. Resulta interesante echar un vistazo al informe de Twelve tomorrows, que publica todos los años una antología que recopila cuentos de ciencia ficción de las nuevas voces narrativas. A veces pondrán los pelos de punta al osado lector con sus espeluznantes tramas. Otras le harán partirse de risa con sus divertidas anécdotas. Si hace un año nos contasen la situación de crisis global que ha desencadenado la pandemia del coronavirus ¿no hubiéramos tachado a nuestro interlocutor de fantasioso? Y sin embargo, a día de hoy el mundo se enfrenta a una situación más propia de una sociedad distópica, propia de los relatos del género de ciencia ficción. No obstante, toda crisis desencadena oportunidades y también, aplicando criterios responsables, solidarios e inteligentes, mantendremos a raya sus efectos nocivos.

Otro avance es que la CPU o unidad central de procesamiento podrá utilizarse en otros tipos de cálculos, relacionados con inteligencia artificial o las mecánicas de los videojuegos. Y se debe a la utilización de un coprocesador que complemente las funciones de la CPU, como la GPU o unidad de procesamiento gráfico.

En el ámbito de los videojuegos las aplicaciones de las nuevas tecnologías son innumerables. De hecho, ya existen juegos con simuladores en los que el jugador puede elegir los efectos que le apetezcan, por ejemplo, turbulencias. En este sentido, los drones tienen también muchas utilidades, por ejemplo, en la extinción de incendios forestales.

Veamos algunos ejemplos de la evolución tecnológica que estamos experimentando:

-1929: se utiliza Link Trainer, el primer simulador de vuelo de la historia.

-1950:Sensorama es una experiencia inmersiva multisensorial.

1982: película Tron, con su despliegue de efectos especiales.

1989: La Nasa entra en la realidad virtual con el proyecto View Guantes VPL (Nintendo). Juegos de Virtuality.

1993: Gafal virtuales de Sega.

1999: película Matrix, en paralelismo con Metrópolis.

2007: Google Street View.

2012: Oculus Kickstarter. (Adquirido por Facebook)

2014: Google Glasses.

A modo de ejemplo, citaré una startup española, Chiara, que facilita técnicas para hablar en público. Utiliza la realidad virtual para elegir diferentes escenarios con distintos públicos para que el conferenciante pueda practicar su locución.

Curiosidades robóticas:

El test de Turing es aquel que determina hasta qué punto las máquinas nos pueden engañar para que pensemos que hablamos con personas. Fundamentalmente, se mide la inteligencia interpersonal. Las máquinas utilizan el lenguaje tipo chatbot, sin que alcancen la naturalidad del lenguaje humano.

Lo cierto es que ninguna máquina ha superado hasta ahora ninguno de los test propuestos, como el test del café (Wozniak). Consiste en poner a prueba a las máquinas para ver si son capaces de ir a una casa a preparar una taza de café siguiendo todos los pasos intermedios que la operación implica. Ninguna ha sido capaz de superarlo.

Lo mismo sucede con el test del robot estudiante de pregrado universitario (Goerzel): exige que el robot se inscriba en una universidad para seguir un curso pregrado y aprobar los exámenes hasta graduarse. Ningún robot ha superado la prueba hasta el momento.

El estado del arte de la inteligencia artificial global es un estado inicial con progresos más locales que globales. Sin embargo, el estado del arte de la inteligencia local se encuentra en un estado avanzado, con logros totales en ámbitos específicos.

Fuente: MiriadaX.

Reflexiones sobre inteligencia artificial

La inteligencia artificial consiste en la simulación por una máquina de los aspectos cognitivos de la inteligencia humana. La Conferencia de Dartmouth, celebrado en 1956 fue el evento en el que se acuñó dicha expresión. Las fuentes fidedignas de las que extraer información sobre el tema son publicaciones académicas y científicas, productos tecnológicos promocionados a nivel publicitario y el cine y la televisión.

Existen dos tipos de inteligencia artificial: la fuerte y la local. La fuerte es aquella que simularía un artefacto tecnológico en la misma medida que el ser humano, lo cual no deja de ser una falacia a día de hoy. Sin embargo, se prevé que en un futuro se pueda conseguir. Y la local sería aquella en la que una máquina puede mostrar algún aspecto específico de la inteligencia humana, como jugar al ajedrez o componer un poema. El instituto Future for life ha creado 23 principios éticos para crear inteligencia artificial.

Fernando Rebollo es un científico que diseña robots especializados en la atención a niños enfermos a los que ayuda, por ejemplo, a realizar ejercicios rehabilitadores. Así, la difícil experiencia de asistir al hospital se convierte para el niño en toda una aventura. El Instituto de robótica catalán ya trabaja desde hace tiempo en el diseño de robots asistenciales para el cuidado de personas dependientes. Además, los programan de tal forma que el engendro es capaz de detectar si la persona ha abierto la boca para darle la próxima cucharada. El tema no deja de plantear cuestiones éticas como ¿qué clase de sociedad delega el cuidado de sus mayores y enfermos en robots? Además, si el robot comete un error, por ejemplo, a la hora de administrarle un medicamento ¿quién es el responsable? Se habla incluso de la posibilidad de dotar a este tipo de máquinas de personalidad jurídica.

Fuente: Miriada X.

robotpequec3b1o

Fenómenos extraños

Cuando adquirí aquel piso la suerte me abandonó. A los dos años me quedé en desempleo tras una larga trayectoria laboral en la Administración Pública sanitaria. Me sentí triste y muy frustrada. Y no recibí indemnización alguna. Había invertido todos mis ahorros, recientemente, en adquirir mi piso. Me sentí muy desprotegida. Mi tía se vino a vivir conmigo. Aunque su pensión no era muy elevada constituyó un gran apoyo para mí.

   Pero la adversidad también se cebó en mi tía. Empezó a sufrir una serie de caídas de lo más extrañas, pues aunque su edad es avanzada se mantiene bastante ágil. Tras un batacazo se postró al sedentarismo durante dos meses y le sobrevino una trombosis.

   Al final, agoté las ayudas públicas por mi condición de desempleada y me quedé en una situación muy precaria con dificultades para pagar la hipoteca y las facturas. La angustia me condujo a sufrir pesadillas. A veces, me despertaba a medianoche con dificultades respiratorias. Yo lo achaqué al estrés. Pero cundí en pánico cuando empecé a detectar sombras en casa. La impresión que me daba era la de alguien que pasa pero al volverme no había nadie.

   Además, se iniciaron molestias físicas. Sentía hormigueo en las cervicales y en los hombros así como dolores en los brazos. En medio de ese tumulto perdí a mi madre, que llevaba varios años enferma de Alzheimer. Cuando alguna empresa me contrataba como teleoperadora o administrativo al mes o a los dos meses me quedaba en la calle otra vez, a pesar de realizar un trabajo impecable.

   Por otro lado, me encontraba muy fatigada y con bajo nivel de defensas. El último invierno contraje dos catarros tan fuertes que me dejaron afónica. Pero lo peor estaba por llegar. Una noche me despertó un chillido. Mi tía también se sobresaltó. Miré por la mirilla por ver si alguien precisaba atención. No había nadie. Al día siguiente pregunté a la portera si algún vecino había sufrido algún percance pero ella no había oído nada. A partir de ese momento cada noche oía el mismo grito lastimero. Parecía suplicar ayuda. Al parecer, nosotras éramos las únicas en todo el inmueble que oíamos tales bramidos. En cuanto nos levantábamos a inspeccionar el terreno los alaridos declinaban hasta desaparecer. El agotamiento por esos despertares nocturnos hicieron mella en mí. Había días que me sentía como un zombi.

   Otro fenómeno extraño se unió. Cuando mi tía y yo salíamos de casa a pesar de que nos asegurábamos que dejábamos todas las luces apagadas cuando retornábamos siempre estaba encendida la luz del salón. Y por consiguiente, la factura de la luz se elevó de forma considerable. Avisé a un electricista un par de veces y me confirmó que si bien la instalación eléctrica era antigua funcionaba bien. ¿Qué diantres sucedía entonces?

   A tan insólita situación se añadió un hecho más. A veces, permanecíamos sentadas en el sofá del salón mientras leíamos o veíamos la televisión y de un modo brusco se abrían puertas cerradas y encajadas o se cerraban de un modo rudo sin una explicación lógica, pues no circulaba corriente de aire alguna.

   Cesaron los gritos nocturnos. Pero aparecieron respiraciones agitadas. Mi perra también se comportó de un modo anómalo. Muchas noches se negaba a entrar en mi habitación, donde tenía su cama. Siempre había dormido conmigo. Prefería pernoctar sola en el puf del salón. Los perros son animales muy sociables y disfrutan al dormir en compañía de su dueño. Además, Perla, en ocasiones, se quedaba ensimismada mientras contemplaba el horizonte como si quisiera desentrañar algún enigma.

   Otros acontecimientos alteraron aún más el ambiente. A veces, mientras dormíamos tanto mi tía como yo sentíamos una caricia en los brazos, en las manos o en los pies. Suelo ser muy intuitiva y sensible. Una noche me levanté muy inquieta porque presentía algo. Notaba cierto magnetismo a mi alrededor. De forma súbita, se encendían y apagaban todas las luces de la casa y también los electrodomésticos. La cadena se puso a sonar, la televisión empezó a funcionar, etc. Mi tía, un tanto pálida, no daba crédito a lo que veía. Al día siguiente, avisé a otra compañía eléctrica y me confirmó normalidad en la instalación. ¿Qué ocurría entonces? El insomnio, la angustia y los sobresaltos nos pusieron los nervios a flor de piel. Saltábamos por cualquier tontería y discutíamos con frecuencia.

   Una noche en que me levanté me despejé y distinguí en el salón una sombra. El corazón me empezó a latir a toda velocidad. Parecía el perfil de alguien ataviado con una túnica negra con la capucha puesta y agachado. Me acerqué con sigilo para tocarle y desapareció. La perra se puso a aullar. Le tranquilicé y pensé que había llegado el momento de adoptar medidas.

   Al día siguiente, visité a una psicóloga clínica que también era parapsicóloga. La presencia de esa mujer alta y rubia impregnaba tal serenidad que me tranquilicé al instante. Me pidió mi dirección y consultó sobre la energía impregnada en mi hogar, a través del péndulo, que se movía enloquecido. Me confirmó que en mi nueva casa se había jugado varias veces a la ouija. Por ello, se había abierto una puerta al bajo astral. Por ella se colaba el espíritu de seres de la más baja alcurnia. Asesinos, violadores y maleantes de todo tipo permanecían prisioneros en esa dimensión y campaban a sus anchas en mi casa. La especialista realizó un ritual para cerrar esa puerta y me alegra poder decir que desde entonces todo volvió a la normalidad.

   Y la suerte nos sonrió de nuevo. Encontré el trabajo de mi vida. Una editorial de reconocido prestigio me contrató como lectora profesional. Accedí a un curso para adquirir velocidad lectora y me pagaban mis buenos honorarios. Al cabo de seis meses me hicieron un contrato indefinido y por fin conseguí la ansiada estabilidad laboral. La salud de mi tía mejoró y mi perra se tranquilizó.

   Así que sugiero al lector que observe los posibles fenómenos extraños de su hogar o de su oficina. Le recomiendo que no espere mucho tiempo y adopte medidas porque el inframundo acecha.